Litigio Bíblico por Tierras en Guatapé

Un litigio que pareciera bíblico, por el pasaje en el que David derrota Goliat, se libra en el Municipio de Guatapé y en el que existen denuncias, muy graves, de amenazas y violación a los derechos humanos que involucran a Agentes del Estado y varios exfuncionarios públicos.

Se trata, ni más ni menos, de los terrenos del Alto de la Virgen, una franja de tierra contigua a la represa, con una vista panorámica espectacular y muy cercana al casco urbano, de donde se sacará todo el material que llenará el “Nuevo Malecón” que construirá el Grupo EPM en compensación social para este hermoso y turístico Municipio del Oriente Antioqueño.

“Que se investiguen las cosas a fondo y que se haga justicia con lo que ha de ser, tanto de una parte o a la otra, se haga una legalidad. Que, hablando la verdad, aquí ha existido mucha injusticia, tanto de la Policía, como de muchos funcionarios públicos”. Nos dijo el señor Jaime Enrique Giraldo Jiménez, miembro de la familia que reclama la posesión de los terrenos del Alto de la Virgen, en los cuales han trabajado y generado el sustento por muchos años.

El 14 de febrero del año 2009, el señor Rodrigo Giraldo Jiménez compró al señor José Raúl Salazar Montoya, quien tenía una posesión y había trabajado esos terrenos por más de treinta ocho años.

“Mi papá tuvo este terreno por treinta ocho años, a principios del 2009 se encontró con Rodrigo y le vendió un lote. Yo soy testigo porque yo estaba con mi papá cuando le vendió a Rodrigo”. Dice Bertulfo de Jesús Salazar, hijo del poseedor histórico de los terrenos en litigio.

Sin embargo, en el 2015, cuando el Grupo EPM ofreció las obras del “Nuevo Malecón”, en Guatapé y la “Plaza del Tomatero” en El Peñol, empezaron los problemas para la Familia Giraldo Jiménez, porque precisamente quién era Secretario de Gobierno para la época, el doctor Adrián Arcila Ríos, y que ahora es el apoderado de la contraparte, inicio una serie de acciones intimidatorias con tinte de legalidad unas, y absolutamente amenazantes otras, para tratar de desvirtuar la legitima posesión y los muchos años de tenencia, del señor José Raúl Salazar Montoya, quién le vendió a la familia Giraldo Jiménez.

Robinson Andrés García Cardona expresa claramente que: “Yo fui testigo de una reunión en la que estábamos don Rodrigo, un allegado del doctor Adrián, una persona que solo se identificó con el nombre de Andrés y yo, en la reunión esa persona que no conocíamos le dijo claramente a don Rodrigo que era mejor que abandonara los terrenos inmediatamente recibiendo cualquier cosa o que no podría disfrutar de ellos en el futuro”.

Contarto compaventa

El abogado Carlos Alberto Rueda Guiral, apoderado de don Rodrigo, afirma que: “Están ocurriendo y han ocurrido actuaciones que han desviado el título de propietario en este territorio. No solo se cuenta con pruebas de la alteración de firmas, sino que también tenemos declaraciones y denuncias en las que se demuestran como miembros de la familia Giraldo Jiménez han sufrido desplazamiento y graves amenazas. Existen pruebas que dan cuenta de delitos como el prevaricato por acción por parte de funcionarios públicos, cuyos nombres me abstengo de mencionar para no interferir con el proceso penal que está en curso y el proceso civil que se lleva a cabo en este momento en el Juzgado Civil del Circuito de Marinilla que será el que determine, finalmente, los derechos de propiedad en este caso”.

Existe un fallo inicial, de un Juzgado Departamental de Policía que exige respetar los derechos de la familia Giraldo Jiménez, en su calidad de poseedores del terreno en disputa. Sin embargo, será el Juez Civil del Circuito de Marinilla quién dirima próximamente este litigo, en el que de un lado está don Julio Cesar Betancur, los tres ex alcaldes y ex secretarios y por el otro don Rodrigo y su familia.

Resalta en este proceso que sean tres ex alcaldes y dos ex secretarios los que están vinculados, los ex alcaldes y el ex secretario de Planeación Edwin Guarín García, quién es primo hermano de la Inspectora Municipal que ha tomado varias acciones en contra de la familia poseedora del terreno, como testigos y el ex secretario de gobierno como apoderado y son notorios porque los dos ex alcaldes, Elmer Gustavo Arismendi y John Jairo Martínez fueron, precisamente, los que vendieron las tierras de compensación que entregó el Grupo EPM al municipio de Guatapé en negocios no tan claros y que este Periódico ha denunciado en varias oportunidades, que están siendo investigados por la misma Fiscalía General de la Nación y, otro, como el ex alcalde Mauricio Hernández, jefe directo del Abogado Adrián Arcila Ríos, quién fuera su Secretario de Gobierno, y ahora apoderado del señor Julio Cesar Betancur Álzate, la contraparte en el proceso civil. Mauricio Hernández, además de haber entregado en comodato el Parqueadero Municipal, con un costo irrisorio, el último día de su gobierno, negocio que afortunadamente para el municipio se pudo revertir, fue quién firmo los convenios para el nuevo malecón y conocía los estudios de tierra que se habían hecho para proveer el material de cantera con el que se llenará la nueva obra.

El poseedor del terreno Rodrigo Giraldo Jiménez, nos dijo con una cantidad de documentos en la mano, el día que lo entrevistamos que: “Este terreno lo compre para que toda mi familia pudiera trabajar y sobrevivir, he pagado los impuestos que me corresponden a la tesorería municipal, ahora intereses y poderes muy importantes nos quieren sacar de lo que me ha costado sudor y lágrimas y no lo voy a permitir”.

Al parecer, según información llegada a este periódico, otras familias también se encuentran en litigios con el mismo modus operandi, en el que aparecen los mismos exfuncionarios como testigos de la reclamación de propiedad, como la familia Ríos, que tiene una escritura pública desde 1920 y a la que le aparecieron con un supuesto documento de donación de EPM, la familia Urrea y un local, que era de uso colectivo de una comunidad y que enajenaron favor de un particular. Hecho por el cual existe una “noticia criminal” en la Fiscalía General en contra del ex alcalde Mauricio Hernández. Este periódico continuará la investigación sobre este tema en el Municipio de Guatapé, dado que al parecer existen muchas irregularidades.